El otoño —con apariencia de invierno— que ahora mismo convive con nosotros en Escocia nos está dejando los días con cada vez menos luz. Y para disfrutar de Escocia en este periodo del año tendremos que saber exprimir las pocas horas del día para realizar actividades al aire libre.

No obstante, si estás pensando viajar a Escocia en esta temporada de año, la capital del país, Edimburgo, tiene un sinfín de aventuras escondidas entre sus calles para los amantes dela actividad física y el turismo activo.

Todas las cosas que puedes hacer en Edimburgo, te llevarán a la misma conclusión: es una ciudad viva. Todo viajero lo aprecia por lo que hace sentir una ciudad en dos ciudades; donde la naturaleza está a la par que el asfalto, y en donde tanto el mar como la montaña, las tienes a tu disposición en menos de dos pasos.

En Edimburgo las emociones se despiertan. Y uno de esos lugares… es la colina de Arthur’s Seat, también una pequeña obsesión de Iker Jímenez. Sí, sí. ¡Iker Jímenez! ¿Quieres saber por qué? ¡Sigue leyendo!

¿QUÉ ES ARTHUR’S SEAT?

Al sureste de Edimburgo y a la vista de todos, la colina de Arthur’s seat se levanta sobre la ciudad. El volcán extinto a 251 metros sobre el nivel del mar, ofrece las mejores vistas de la ciudad de Edimburgo, los mejores amaneceres, atardeces y apertura de pulmones.

Desde el parque real del palacio de Holyrood —Holyrood Park— o desde la propia colina de Calton Hill en pleno centro de la ciudad, podrás ver como en lo alto de la colina de Arthur’s seat pequeñas figuras están diariamente moviéndose. ¡Y es que es bastante popular entre locales y turistas, alcanzar la cima de este volcán cosmopolita!

A día de hoy se desconoce el origen de su nombre y ni siquiera los locales podrían contestarte a esa pregunta. Como siempre en Escocia todas las historias tienen un sinfín de versiones basadas en rumores, leyendas y suposiciones.

Acorde al periódico nacional, The Scotsman, Algunos dicen que la colina de Arthur’s seat fue el lugar de Camelot, la fortaleza y hogar del legendario Rey Arturo y sus nobles caballeros. Otras versiones afirman que fue William Maitland, un político escocés del siglo XVII que sugirió el nombre en gaélico como Àrd-na-Said, cuyo significado sería: «Altura de flechas». 

Para llegar a Arthur’s seat desde el centro de Edimburgo, baja por toda su columna vertebral, la Royal Mile, y llegarás al palacio de Holyrood pudiendo bordearlo por Holyrood Park, un parque maravilloso y que te hará creer que te encuentras en las mismísimas Highlands de Escocia sin salir de la ciudad.

Podrás hacerlo desde distintos puntos de la ciudad pero entendemos que si vienes como viajero, la opción más sencilla para ti es a través de la calle principal, Royal Mile.

ENLACE ARTÍCULO SCOTSMAN: https://www.scotsman.com/lifestyle-2-15039/seven-facts-you-may-not-know-about-arthur-s-seat-1-3896145

ARTHUR’S SEAT TIENE FORMA DE DRAGÓN

Una de las mejores cosas que puedes hacer en Escocia es escuchar al país. Escuchar cómo te cuenta su historia; su pasado y sus manías. El alma máter de cualquier escocés es su capacidad para contar historias. Se convierten en cuentacuentos sin ni siquiera tener consciencia de ello.

Y por supuesto, ante un elemento tan importante para los habitantes de Edimburgo como lo es Arthur’s seat, ésta no podía existir sin que le rodearan leyendas o bonitas historias cuando los locales te dirán que la colina es un dragón dormido dada su forma.

Una antigua historia celta cuenta que antiguamente solía volar un dragón sobre Edimburgo, aterrorizando a la población y comiéndose todo el ganado. Un día comió tanto, tanto, tanto, que el dragón se acostó para reposar la comida, dejándose dormir… para siempre. Digamos, por tanto, que Arthur’s seat es, en la actualidad… un dragón durmiendo.

RECORRE ARTHUR’S SEAT… PRACTICANDO SENDERISMO

DISTANCIA: 6.25 KILÓMETROS.

TIEMPO: EN TORNO A ​1 HORA Y MEDIA.

GRADO DE DIFICULTAD: FÁCIL-MODERADA.

MODO DE ACCESO: PODRÁS ACCEDER AL PUNTO DE ACCESO A PIE O CON EL TRANSPORTE PÚBLICO DE LA CIUDAD DESDE ROYAL MILE.

La cumbre rocosa de esta colina te permitirá ver las mejores vistas de toda la ciudad, en todas sus direcciones y te retirarás en tan sólo unos minutos del ajetreo de la ciudad.

A pesar de que es un sendero corto, el terreno cuenta con bastantes ascensos y apenas tendrás llanos que te permitan descansar. El  ascenso al  Arthur’s seat es muy empinado y rocoso, por lo tanto, es una buena opción para romper el hielo con el turismo activo en Escocia  y que tu cuerpo empiece a moverse.

No obstante, ten en cuenta que puede que lo pases algo mal dependiendo de tu nivel físico.

Asimismo, muchos de los errores que cometen algunos turistas es subir con calzado no adecuado. Recuerda siempre que la vestimenta imprescindible en Escocia es que sea ligera e impermeable.

Si quieres más rutas de senderismo sin salir de Edimburgo, puedes leer el artículo que escribimos hace unas semanas para nuestra querida compañera Marta de Tu Guía en Escocia.

RECORRE ARTHUR’S SEAT…  CORRIENDO

DISTANCIA: 5.5 KM

TIEMPO: 35 MINUTOS

GRADO DE DIFICULTAD: FÁCIL/ MODERADA 

MODO DE ACCESO: EMPIEZA EN LA CATEDRAL DE ST. GILES.

Lo increíble de esta ruta es que recorrerás la histórica Royal Mile, uno de los puntos emblemáticos de la ciudad donde se concentran las historias más fascinantes de la ciudad, y que conecta en castillo de Edimburgo en lo alto de la calle con el palacio de Holyrood al final.

Podrás empezar frente a la catedral de St. Giles, uno de los puntos más conocidos de la Royal Mile. Una vez que empieces a bajar, te encontrarás el Ayuntamiento — City Chambers—, hasta llegar al fin del mundo. Sí, ¡Al fin del mundo! Con ello nos referimos a un famoso pub con este nombre por ser la ubicación de la antigua Netherbow Port.

En el pasado, Edimburgo fue una ciudad amurallada por la constante amenaza de invasiones. Por lo que Netherbow Port era la puerta que conectaba a Edimburgo con el exterior pero para salir por ella, había que pagar. Muchos ciudadanos no podían permitírselo por lo que era aquel punto el auténtico fin del mundo para las clases más humildes.

Una vez que superes el fin del mundo, continuarás bajando por Royal Mile, encontrándote con el Parlamento de Escocia y girando a la derecha, el palacio de Holyrood.

Sigue el camino a medida que doblas hacia la izquierda y continúa hasta que conectes con Queen’s Drive. Una vez que te encuentres en Queen’s Drive, irás cuesta arriba durante aproximadamente 1km en una pendiente constante que se inclina hacia la cima.

Y ya… solo te queda disfrutar de las vistas de uno de los  lugares más bonitos de Edimburgo.

Y… AHORA SÍ: ¿POR QUÉ ARTHUR’S SEAT ES UNA DE LAS OBSESIONES DE IKER JIMENEZ?

Antes que nada, tienes que saber que Edimburgo está considerado como una de las ciudades más embrujadas del mundo. No sabemos si es porque las emociones se despiertan y contamos con una mayor recepción de estímulos, pero a la ciudad le rodean un sinfín de leyendas y misterios de interés para programas como Cuarto Milenio o Milenio 3.

Una de esas historias y que podrás escuchar en Milenio 3, es sobre el caso de los pequeños ataúdes de Arthur’s seat.

Corría 1836 cuando un grupo de niños escoceses deambulaba por una de las laderas de Arthur’s Seat, en busca de madrigueras de conejos, cuando hallaron 17 tumbas en miniatura, repartidas en distintos puntos de la ladera de Arthur’s seat.

Cuando las abrieron, dentro de las figuras se hallaban 17 diecisiete figurillas de madera vestidas con ropa hecha a medida. Muchas han sido las hipótesis y su autoría, a día de hoy, sigue siendo un misterio.

Se señala a un posible zapatero, dada la perfección de la obra, que quería hacer un homenaje a combatientes caídos en guerras o también se vincula como asuntos de brujería escocesa.

No obstante, una de las hipótesis que más resuenan, es que las 17 tumbas han sido un homenaje en recuerdo a las 17 víctimas asesinadas por William Burke y William Hare que no fueron enterradas de forma digna.  

Te recomendamos escuchar el programa de Milenio 3 sobre este asunto en el que además te contarán muchísimas más historias de misterio en nuestra adorada Escocia. Comparte este artículo con tus amigos y saquen sus propias conclusiones de quién ha podido ser el autor de uno de los casos sin resolver más conocidos de Edimburgo.

Enlace PROGRAMA MILENIO 3: https://www.youtube.com/watch?v=fVPkSIpdmjk&t=2790s